“Me da para mi calaverita”


Y si platicamos…

Por Francisco Junco

Toc, toc, toc.. se abre la puerta y enfrente un pequeño grupo de niños, entre sus manos una caja de cartón, con agujero, simulando un rostro de una calaca, sus ojos, nariz y boca, al centro de la caja una vela encendida, y en el fondo de ésta algunas monedas o dulces. Sus caritas pintadas de blanco, evocando a las catrinas. De sus labios sale un “me da para mi calaverita”, y una moneda cae en la caja. Al final los pequeños podían ir a la tienda y comprar sus dulces favoritos. Esta escena urbana se podía ver de manera cotidiana en barrios de cualquier ciudad del país, hace más de tres décadas.

Hoy día, la escena ha cambiado. Disfraces de monstros de toda clase, ahorcados, viudas negras, asesinos, vampiros o diablos (pareciera que entre más terrorífico, es más cool), pero no para ahí la cosa, además la amenaza de "trick or treat" (broma o regalo, en su traducción menos agresiva) para indicar que harán una broma a quien no les de golosinas.

A todo esto surge una pregunta, ¿Realmente estamos conscientes de lo que nuestros hijos festejan? Algunos de nuestros jóvenes, también lo festejan de manera un poco más agresiva. Pero al final, festejan violentando o amenazando al prójimo.

Estos días estamos festejando el Día de Todos los Santos y Día de los Muertos, el uno y dos de noviembre respectivamente. Una tradición mexicana que evoca la muerte y el pasado a la luz, al más allá. La fusión intercultural de dos civilizaciones, de dos continentes.

Pero, como ya hemos dicho en este espacio, tratemos de ver el panorama completo. Qué significa Halloween, qué significa Día de Muertos. Vamos por partes.

¿Qué significa Halloween? El origen viene de la frese "All hallow's eve", que proviene del inglés antiguo, y que significa "víspera de todos los santos", por eso es el 31 de octubre, el día que se celebra. La pronunciación fue cambiando primero a "All Hallowed Eve", después "All Hallow Een" para terminar en la palabra que hoy conocemos "Halloween".

Sin embargo, más allá del significado literal de la palabra, el sentido se fue perdiendo o deformando y trasgrediendo el sentido religioso, para dar paso a la Noche de Terror, de fantasmas y brujas, convirtiéndose en una fiesta pagana, celebrando lo contrario. Lo que se pretende es olvidar los buenos ejemplos, es decir la vida de santos, y en su lugar sembrar el miedo, el terror y dar entrada a las supersticiones.

Por ejemplo, se dice que el origen de la cara de la calabaza iluminada, es parte de una leyenda irlandesa que nos narra que ésta es la cara de Jack O'Lantern que, en la noche de Todos los Santos, invitó al diablo a beber en su casa, fingiéndose un buen cristiano. Como era un hombre disoluto, acabó en el infierno. Historias como esta envuelven el entorno de Halloween.

La historia de "obsequio o truco", tiene su origen en la persecución a los católicos en Inglaterra, donde muchos acabaron en la horca. Muchos protestantes, los agresores, realizaban sus festejos en los primeros días de noviembre, bajo máscaras, exigían comida y cerveza amenazándolos con llevarlos a la horca si no lo hacían y poco a poco se fue integrando al festejo del Halloween. Es decir, es una mezcla de tradiciones negativas. En definitiva se festeja el mal, la tiniebla, la muerte, las brujas, el diablo, el miedo, todo lo opuesto a los valores, empezando por la vida, las buenas acciones, la tranquilidad y la paz.

"Los niños se disfrazan de brujas, vampiros, fantasmas, con máscaras de cadáveres, esqueletos, etc. Y los padres favorecen este tipo de fiesta que jueguen con elementos de muerte", criticó el sacerdote Joan María Canals, entrevistado por reportero del diario El Mundo y agregó, por el contrario, Todos los Santos, el 1 de noviembre, y el día de los Fieles Difuntos, al día siguiente, serían conmemoraciones "que estimulan a la vida, y no a la muerte".

Por otro lado, veamos el origen de la celebración o recuerdo que se hace a los difuntos. El recuerdo de los difuntos y la atención a la muerte se centra en el 2 de noviembre, el día siguiente a la celebración de la resurrección y la alegría del paraíso que espera a la comunidad cristiana, una familia de "santos".

“Desde el siglo IV la Iglesia de Siria consagraba un día a festejar a "Todos los Mártires". Tres siglos más tarde el Papa Bonifacio IV (+615) transformó un templo romano dedicado a todos los dioses (panteón) en un templo cristiano dedicándolo a "Todos los Santos", a todos aquellos que nos habían precedido en la fe. La fiesta en honor de Todos los Santos, inicialmente se celebraba el 13 de Mayo, pero fue el Papa Gregorio III (+741) quien la cambió de fecha al 1º de noviembre, que era el día de la "Dedicación" de la Capilla de Todos los Santos en la Basílica de San Pedro en Roma. Más tarde, en el año 840, el Papa Gregorio IV ordenó que la Fiesta de "Todos los Santos" se celebrara universalmente”, señala Peregrino Gris, en su página de Facebook.

Como fiesta mayor, también tuvo su celebración vespertina en la "vigilia" para preparar la fiesta (31 de Octubre).

Una vez que ya hemos vistos estos datos históricos, algo que tengo que decir con todas sus letras, y que está documentado, es que: festejar el Halloween (como se entiende actualmente), aunque parezca una actividad divertida, es rendir culto, sin lugar a duda, a satanás por el verdadero significado oculto.

Es una realidad que, desde hace más de 4mil años, los grupos usan esa noche para un culto dedicado a este personaje e incluso en algunos lugares se realizan sacrificios humanos, sobre todo de niños que han sido secuestrados y que son ofrecidos como víctimas inocentes en las conocidas misas negras. Por lo tanto creo que participar en este festejo es olvidarse de Dios, de lo bueno, de los valores.

Otro dato, histórico, es el llamado festival a "Samhain", que también se conoce como el festival de la muerte, donde participan los satanistas, ocultistas y adoradores del diablo, como víspera del año nuevo para la brujería. “Anton LaVey, autor de la "La Biblia Satánica" y sumo sacerdote de la Iglesia de Satanás, dice que hay tres días importantes para los satanistas: Su cumpleaños; el 30 de Abril y el más importante, Halloween. LaVey dice que es en esta noche que los poderes satánicos, ocultos y de brujería están en su nivel de potencia más alto. Y que cualquier brujo u oculista que ha tenido dificultad con un hechizo o maldición, normalmente puede tener éxito el 31 de Octubre, porque Satanás y sus poderes están en su punto más fuerte esta noche”.

Amigo lector, no quiero imponer una idea, simplemente pongo los datos que me encontré en este tema, desde hace algunos años. Creo que de cualquier manera que pensemos, de cualquier ideología que tengamos y ante tantas malas noticias, deberíamos promover y ser mensajeros de paz y justicia, en otras palabras llevar esa luz en la obscuridad.

Pero, esta es mi opinión, usted platíqueme qué piensa.

@PacoJuncoN

2 vistas
Anuncios
Ponte en contacto

Nuestras redes sociales

  • Facebook - Grey Circle
  • Twitter - Grey Circle
  • YouTube - Grey Circle

© 2017, NotiVox, Derechos Reservados